comparte el articulo 

La importancia de un diseño web responsive

0 Comentarios

Resumen: Algunos consejos a tener en cuenta a la hora de diseñar y desarrollar una web responsive para que tu sitio pueda ser visto desde cualquier dispositivo y resolución de pantalla

Con el paso de los años los ordenadores de mesa están quedando abandonados en un rincón de nuestras habitaciones. Poco a poco pasará lo mismo con la mayoría de los portátiles. Entre todos los ‘nuevos’ dispositivos, el de principal uso es el smartphone. Hoy en día es complicado encontrar un hogar en el que no exista un teléfono móvil de última generación.

La mayor parte de las personas han pasado a utilizar el teléfono para todo. Ocio, entretenimiento, trabajo, compras, navegar por internet… Hace un tiempo simplemente podías hacer y recibir llamadas o escribir algún mensaje de texto, poco más.

En la actualidad, con el móvil tienes la opción de: dirigir un negocio, programar una vivienda inteligente, llevar una agenda ordenada, comprar y buscar cualquier cosa por internet, jugar a un videojuego, hacer fotos y videos, entre otras muchas cosas. Podríamos seguir nombrando mas detalles, pero la lista sería interminable.

Cerca del 80% de usuarios de un smartphone navegan por internet con su móvil. Más de la cuarta parte, hacen sus búsquedas a través de Google. Con estos datos queremos indicarte que si tiene cualquier tipo de negocio, es necesario tener una web responsive que pueda ser usada desde cualquier dispositivo, no sólo el ordenador.

Te queremos explicar en unos sencillos consejos a la hora de hacer un diseño web responsive para que la navegación con el móvil sea mejor. Posteriormente serás tú el que decidas si tu página de internet se debe adaptar a cualquier smartphone o no.

¿Qué es el diseño responsive?

Entendemos como sitios web responsive, aquellos que están diseñados y desarrollados para la navegación desde cualquier dispositivo y resolución de pantalla. Es decir, desde cualquier teléfono podemos acceder a una versión optimizada de dicha web. Sin tener la necesidad de descargar o instalar alguna aplicación.

No todos los móviles tienen la misma resolución y tamaño de pantalla. Tampoco es igual que la web se reproduzca en un sistema operativo u otro. Habrá que adaptarla para que funcione a la perfección en iOS y Android. Así que a la hora de encarar la creación y desarrollo de webs, hay que pensar en todos ellos.

Entre las ventajas más importantes, se debe destacar que trabajando adecuadamente un único código fuente, se pueden abarcar las diferentes resoluciones de pantallas. Con ello el sitio web estará preparado para poder ser navegable en cualquier dispositivo.

Consejos a la hora de realizar un diseño web responsive

  • Usabilidad: Es esencial que la web sea fácil de utilizar desde cualquier teléfono. Cuando se diseña una página para móvil hay que pensar en lo fundamental. Se debe ser conciso y concreto.
  • Ahorro de tiempo: El usuario debe resolver pronto sus búsquedas, necesidades o dudas. Cuanto menos tiempo tarde, mejor. Por ejemplo, si queremos vender un producto por internet, hay que evitar cuestionarios y demás. Que la persona que quiera, pueda adquirir su compra en un ‘tap’ o dos. Además, no se deben incluir formularios pesados. Es mejor resolverlo con casillas que puedan ir marcando tu camino.
  • Layout: Tienes que pensar en que el desarrollo de tu web es para móviles también. Para el ordenador se suelen utilizar una rejilla de entre 12 y 16 columnas. En el diseño de una página para móvil, esto se adapta y se transforma en un layout con una o un máximo de tres columnas. Eso se debe adaptar al smartphone y a su anchura.
  • Imágenes: Se deben adaptar al tamaño del móvil que corresponda. Prescindir de todas aquellas que no sean esenciales. No es recomendado usar fotos para decorar en una versión web de móvil. No debes desperdiciar espacio, ni ancho de banda. El uso de svgs puede resolver el problema de las distintas resoluciones para imágenes, ya que al ser archivos vectoriales puedes ampliarlos y reducirlos a tu antojo sin perder calidad.
  • El manejo se realiza con los dedos: No hay un ratón como en el ordenador. La pantalla es táctil y en vez de hacer un clik, hacemos un ‘tap’. Por ello, ten en cuenta que los espacios para realizar ese ‘tap’ deben ser mayores, para que el dedo pueda pulsarlos sin problemas. Los botones o enlaces necesitarán un tamaño más grande.
  • No incluir scroll horizontal: Son muy incómodos en la navegación con el móvil. En cambio, el scroll vertical es de lo más habitual y resulta muy cómodo de hacer. Así que lo mejor es apilar los elementos verticalmente y evitar scrolls horizontales.

Ventajas e inconvenientes del diseño responsive

En el diseño web responsive encontramos una serie de ventajas como:

  • Aumenta la visibilidad de la web entre usuarios de smartphone y otros dispositivos digitales. Tendremos un alcance mayor y eso nos reportará beneficio.
  • En caso de tener un negocio, servirá para que las ventas crezcan. Una mayor visibilidad por parte de los clientes, nos hará llegar a más sitios.
  • Mejorará la visibilidad de tu web en los motores de búsqueda. No duplicarás contenido. Tus esfuerzos se centrarán en un único sitio, por lo que con una campaña SEO, tendrás una estrategia común para todos los dispositivos en los que se reproduzca tu web.

Respecto a los inconvenientes destacamos uno:

  • El principal problema es el mayor tiempo de desarrollo que implica hacer una web responsive. No basta con que se vea bien en desktop, consume mucho tiempo desarrollarla adecuadamente para las distintas resoluciones, aunque el esfuerzo merece la pena.

Publicado el 20/04/2017, última actualización 12/06/2017.

Contenido exclusivo de LaWebera.es. Prohibida su copia.

Autor: Juan Carlos Picurelli

URL: Yeeply

(Subir al texto)

Añadir Comentario

* Campos obligatorios

Meneame Bitacoras